Rus irrita a los discapacitados al ofrecerles cuerdas en vez de rampas

La principal entidad que agrupa a colectivos de personas con discapacidad del territorio valenciano respondió ayer con “extrema indignación” a las palabras del presidente de la Diputación de Valencia, Alfonso Rus, quien ante la falta de accesos adaptados en un jardín inaugurado el sábado en Ontinyent señaló, en una salida de tono, que las personas con movilidad reducida podían bajar con “con cuerdas”.

El Comité de Entidades Representantes de Personas con Discapacidad (Cermi) de la Comunidad Valenciana lamentó que el jardín, situado en el lecho del río Clariano y que ha costado 498.617 euros, no estuviera adaptado para personas con movilidad reducida, en contra de lo que establece la “modélica” Ley Valenciana de Accesibilidad. Además, censuró el comportamiento sarcástico del presidente de la Diputación cuando la Asociación de Minusválidos de Ontinyent le reprochó que no hubiera tenido en cuenta a las personas con discapacidad.

“Pobres minusválidos”

Ante las quejas de la asociación, Rus indicó: “A ver cómo arreglamos esto, no hemos puesto un ascensor para los pobres minusválidos”. Más adelante, tras la insistencia de los miembros de la asociación, el presidente de la Diputación instó a las personas que protestaran a que se tiraran y señaló que colocaría poleas para bajarlos con cuerdas, según denunció el Cermi en un comunicado.

Son declaraciones “inaceptables y políticamente deleznables”, no se puede frivolizar ante preguntas más o menos molestas y responder [así] las personas con discapacidad, indicó la entidad de personas con discapacidad.

Tras el revuelo levantado, Rus mostró ayer su “respeto escrupuloso” hacia todas las personas con discapacidad y aseguró que emprenderá acciones legales contra quien falte a la verdad, al tiempo que criticó la “manipulación” de sus declaraciones. “En cuanto un colectivo de discapacitados se acercó a preguntarme por qué la senda que bajaba al río no era accesible me comprometí, desde el minuto cero, a realizar un estudio para atender sus demandas y, si era necesario, instalar un ascensor”, comentó.

El portavoz socialista en la Diputación, Rafael Rubio, pidió a Rus que se disculpara mientras que la candidata de EUPV a la presidencia de la Generalitat, Marga Sanz, exigió su dimisión inmediata.

Valencia – 30/03/2011. FUENTE: ELPAIS.com